INTELIGENCIA MOTRIZ

 

 

Dentro del contexto educativo surge una nueva manera de enfocar el desarrollo integral del niño, partiendo de la educación corporal o psicomotricidad. Es una disciplina  que ayuda al niño a tomar conciencia de su esquema corporal, gracias a los movimientos.

El movimiento conduce al niño al descubrimiento, dominio y transformación del mundo. Por eso decimos que la libertad, el descubrimiento, la creatividad y la acción son componentes importantes y trascendentes del quehacer educativo.

 

 

 

En la medida que el niño avanza en su primer año de vida va adquiriendo   correspondencia del horario de vida con sus necesidades fisiológicas: sueño, vigilia, alimentación, lo que permite la organización de la vida del niño dando lugar a la creación de hábitos. Esta organización permite que cada vez el horario de vigilia se alargue más requiriendo de nuestra mayor atención

El horario de vigilia constituye un momento importante para facilitar al niño   el desarrollo de los movimientos.

 

En esta etapa de la vida del niño existe una interdependencia armónica entre lo motor y lo sensorial.

 

Durante  primer año de vida  y en condiciones naturales de estimulación, aparecen movimientos fundamentales en cada trimestre de su vida.

 

La aparición de movimientos fundamentales en cada etapa de la vida del niño, depende en amplia medida de la Maduración del Sistema Nervioso, donde el proceso de Mielinización representa un aspecto y se produce también por la influencia de las condiciones de vida y educación.

 

 

INICIO DEL SITIO